Aunque parezca que el otoño y el invierno tienden a los colores oscuros, esta temporada se puede apostar a versiones vibrantes de verdes, naranjas, ocres, terracotas y azules neutros. Animarse a buscar las variantes llamativas en pequeños detalles como objetos de decoración, el sillón o una silla especial  puede hacer de tu casa un lugar especial.

Sombra de cedro

Oscilando entre el terracota y el rosa oscuro, se encuentra este tono que crea una sensación de optimismo y calidez.  Los expertos aseguran que se luce en todo su esplendor cuando se combina con toques metálicos, como dorado, bronce y, por supuesto, cobre. Una opción es agregar una bandeja o florero metálico para hacer que la paleta de colores realmente brille.

Amarillo

Es un color optimista, caliente, y 100 % otoñal. ¿O acaso no es el tono que tiñe los árboles en esta temporada? Para trasladarlo a tu casa, quizás no te animes a los grandes espacios pero sí puedas incorporarlo en pequeños detalles.

Naranja

Es cálido, acogedor y alegre. Para incorporarlo con éxito a nuestros ambientes, los conocedores proponen combinarlo con el verde: siempre levanta, es una dupla cargada de energía y que modifica el ánimo cuando uno llega al hogar. Es un binomio jugado, pero a veces el que arriesga gana.

Verdes

Son aliados para crear ambientes de relax y calidez, en contacto permanente con los colores y sensaciones que nos ofrece la naturaleza.

Ocre

Es otra tonalidad que puede ser protagonista en un ambiente otoñal.  Permite lograr espacios que evocan instantáneamente una sensación acogedora e íntima. La calidez de los ocres suaves combinados con texturas de pisos de madera y muebles naturales, como una alfombra de mimbre o almohadones con fundas de lana, proponen livings cálidos y cómodos para acurrucarse.

Gris azulado

Es ideal porque aporta calma y también se combina muy bien con una amplia gama de tonos. Incluso va bien en los muros, tanto de comedores como de cuartos y hasta de cocinas. Para los muebles, es un tono que en estampados siempre queda elegante y no requiere de mucho mantenimiento”, opinan.